Envase como garantía de protección de sustancias químicas

El sector químico español es el segundo en exportación por detrás de la automoción, según cifras de 2014. Es un sector que se encuentra integrado por distintas actividades que se agrupan en tres grandes ámbitos: química básica, química del consumo y química de la salud.

quimica_ITENE_infopack_envase

Entre los subsectores que encontramos, según diversos análisis, se encuentran los de química orgánica e inorgánica, fertilizantes, plásticos y caucho, fibras, colorantes, materias primas y especialidades farmacéuticas, agroquímica, pinturas y tintas, detergencia y productos de limpieza, perfumería y cosmética, gases, etcétera.

Desde el punto de vista del envase y embalaje, podemos analizar al sector por su importancia como materia prima, así como las tendencias de envasado que ofrece para las diferentes sustancias químicas comercializadas.

Como lo primero, podemos decir que el envase y embalaje es líder de los sectores de aplicación de la química, con una representación de casi el 46%. Y es que, alrededor de la mitad de los bienes consumidos en Europa utilizan envases de plástico.

Considerándolo como contenedor y garante de la seguridad de productos químicos, una de las principales exigencias que se exige a los envases es la de controlar el riesgo físico y/o daños en el medio ambiente que pudieran realizar estos productos debido a sus propiedades físico-químicas, toxicológicas y ecotoxicológicas.

En este punto, es preciso conocer en detalle y cumplir con la reglamentación europea al respecto, como por ejemplo es el reglamento (CE) nº 1907/2006 REACH relativo a la comercialización y uso de sustancias y preparados químicos.

Asimismo, es de vital importancia que los envases y embalajes para este tipo de productos y sus materiales pasen, antes de ser utilizados, por un programa de aseguramiento de calidad acreditado.

Este programa incluye una serie de ensayos para comprobar la resistencia química y física de los envases. Se somete a los envases a una serie de pruebas como por ejemplo pruebas de caída, permeabilidad y compatibilidad química del material de envase con el producto que contiene.

La composición de dicho envase (incluyendo diseño, dimensión, material, modo de construcción y sujeción, etc.) deberá superar todas estas pruebas con éxito para poder ser considerado apto para su uso, un tema clave y un requisito legal cuando hablamos de mercancías peligrosas.

haleco_infopack_detalle02

Por otra parte, la industria química se caracteriza por su capacidad de investigación e innovación, aportando soluciones al continuo progreso tecnológico. En la actualidad, una de las principales fuentes de innovación se centra en la aplicación de la nanotecnologías, considerando que el uso de nanomateriales reporta beneficios múltiples en innumerables aplicaciones.

En definitiva, hablar de envase para productos químicos es sinónimo de garantizar la seguridad del producto. Por ello, todas las empresas deben tener en cuenta aspectos fundamentales para la comercialización y realizar todas las acciones y controles necesarios para que el envase sea el garante de protección de las sustancias químicas.

Javier Zabaleta

Director Gerente de ITENE

jzabaleta@itene.com

 

SI QUIERE LEER EL DOSSIER ESPECIAL SOBRE LAS TENDENCIAS DEL PACKAGING PARA LA INDUSTRIA QUÍMICA QUE INFOPACK PUBLICÓ EN EL NÚMERO DE ENERO, PUEDE HACERLO SUSCRIBIÉNDOSE A LA EDICIÓN ONLINE DE NUESTRA REVISTA IMPRESA. PUEDE SUSCRIBIRSE AQUÍ.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: